Ginecomastia

La ginecomastia es un término medico utilizado para describir el agrandamiento anormal de la mama masculina. Es una condición bastante común que afecta a casi la mitad de los hombres durante la adolescencia, y puede ocurrir en uno o ambos lados del pecho. La ginecomastia puede ser resultado de cambios hormonales, pérdida de peso extrema, condiciones hereditarias, enfermedades o el uso de ciertas drogas. Se caracteriza por el exceso de tejido glandular, el exceso de grasa localizada - o una combinación de ambos - en el área de la mama, y en algunos casos puede extenderse hacia los lados y la espalda también.

La cirugía de reducción mamaria puede ayudar a los hombres a verse y sentirse mejor, creando un contorno torácico más masculino y acentuando lo rasgos anatómicos del pectoral mayor para mostrar una región pectoral mas atlética.

¿Es usted candidato para esta cirugía?

Los hombres con ginecomastia, que gozan de buena salud y con un peso relativamente normal, pueden considerar la cirugía de reducción mamaria como una opción - aunque un chequeo médico completo es necesario para descartar cualquier causa medica del agrandamiento de las mamas. La corrección quirúrgica de la ginecomastia se realiza mejor en los hombres cuya condición no se puede corregir a través de tratamientos médicos alternativos.

¿Cómo se realiza la cirugía?

Existen varias técnicas que pueden utilizarse para tratar la ginecomastia, dependiendo del tamaño y la forma de los senos. El Dr. Urzola discutirá estas técnicas en detalle durante la consulta inicial.

En general, el procedimiento consiste en realizar una incisión en el borde inferior de la areola para extraer la glándula.  En los casos en los que la ginecomastia es a expensas de grasa se utiliza la liposucción con laser para eliminar el exceso de depósitos de grasa localizada. En algunos casos es necesario combinar ambos procedimientos para extraer le tejido glandular, la grasa y la piel en exceso.  

Qué esperar después de la cirugía

Usted tendrá que usar un chaleco durante una o dos semanas para comprimir la piel y ayudar en el proceso de curación.

Los drenajes (si es necesario después de la cirugía) pueden ser eliminados después de uno o dos días. En algunas ocasiones es posible  ver pequeñas áreas con costras a lo largo de la línea de incisión, la cual debe mantenerse limpia. Estos no deben ser tocados y se caerán por sí mismos después de aproximadamente 10 días.

La recuperación es rápida, pero es importante limitar la actividad física para una recuperación óptima. Se debe evitar cualquier ejercicio pesado, levantar, empujar o tirar pesos importantes de cuatro a seis semanas. El ejercicio fuerte puede obstaculizar el proceso de curación de las incisiones y dar lugar a complicaciones tales como retraso en la cicatrización o cicatrices prominentes. La exposición directa a los rayos solares se debe evitar durante unos seis meses.

Los riesgos de la cirugía de reducción mamaria (ginecomastia)

Las complicaciones del tratamiento de la ginecomastia son poco frecuentes y generalmente de menor importancia, aunque ningún procedimiento quirúrgico está exento de riesgos. Los posibles riesgos incluyen sangrado, infección, pérdida temporal o permanente de la sensibilidad, irregularidades visibles en la piel, la asimetría y la acumulación de fluidos debajo de la piel, que pueden requerir ser drenados mediante aspiración u otro procedimiento quirúrgico.

Antes y Después

Contáctenos

arrow&v

Avenida Escazú, Torre Lexus, Piso 3, Plastic Surgery Center. San José, Costa Rica

Dirección en Waze

  • Facebook
  • Instagram
  • YouTube

© 2020 Dr. Urzola. Todos los derechos reservados.